Giovanna Mascio: ¡Qué belleza! ¡Qué espectacular!

Las fotos de internet se quedaron cortas ante este espectáculo. La atención recibida fue maravillosa; la comida para chuparse los dados (y lo dice una persona delicate y exigente en este aspecto). Los felicito manténganse así a pesar de posibles huéspedes “necios”. Y que sean modelo a copiar por tantos otros lugares que ofrecen servicios al turismo. Así provoca volver. Que Dios los bendiga….

Olga Lorenzo: Todo un sueño.

Desde tocar la campana, hasta la salida, la experiencia en la Ardileña es fantástica, la atención de todo el equipo te hace sentir muy feliz. El amanecer es de película entre manglares y grillos. Andrés disfrutamos muchísimo contigo como amable anfitrión de ¡La Ardileña!. Muchas gracias.

Familia Lallando: Un lugar de Encanto.

La verdad una pena no haber disfrutado desde el sábado de vuestra hospitalidad y de este lugar hermoso, donde se nota el cuidado y mimo que habéis puesto en la decoración de la posada y en todos y cada uno de los detalles. De todos nosotros, deseamos el mayor de los éxitos, y que sigáis conservando el encanto de tan maravilloso lugar. Nos cabe el gusto que para próximas visitas, podremos disfrutar del spa. Nos vamos con pena, pero con la alegría de haber disfrutado de estos días y de vuestra hospitalidad. Hasta la Proxima.

Javier Jara y Maria Borges: Nuestra Luna de Miel fue Unica.

Antes de casarnos nuestro deseo para nuestra luna de miel era estar en un lugar además de hermoso, que fuera tranquilo, divertido y con buena gastronomía. Fue así cuando por la web descubrimos este paraíso “LA ARDILEÑA” decidimos hacer la reservación desde Guadualito - Apure, para los días 30 de Junio hasta el 02 de Julio. No olvidaremos la esmerada dedicación de todo el personal de la Ardileña que nos hicieron sentir en casa. Además conocimos unas playas y unos cayos espectaculares, nos seguimos dando cuenta que nuestro país es una gran bendición y que hay gente que lo sabe e invierte en servicios como este…. Felicidades Sr Andrés y a todo su equipo.

Queta Garbares: Que Posada tan Maravillosa.

Mi estadía en esta posada ha sido maravillosa, hacia más de 35 años que no venía a esta zona de este precioso país. Realmente me han recordado de los buenos recuerdos que tengo de mi niñez, nunca pensé que podía conseguir una posada de esta calidad. El lugar es precioso pero el personal y los dueños son tan amables y atentos que han hecho esta estadía muy especial. Tengo 35 años viviendo en U.S.A y visitar mi país y haber tenido la oportunidad de pasar unos días en esta posada, me han permitido apreciar mas esta belleza de nuestro país, nunca pensé que la comida incluida iba a ser de tal calidad. Muchas Gracias por su Amabilidad y Atención que nos han dado.